CONECTATE CON NOSOTROS

Salud

Cuáles son los tratamientos contra el coronavirus que reúnen más evidencia

Según precisó el investigador español José Miró, el remdesivir y la dexametasona son los que demostraron mayores beneficios en estudios clínicos comparados con placebo.

Avatar

Publicado

el

De los diversos tratamientos que se utilizaron desde el comienzo de la pandemia, el remdesivir y la dexametasona son los que demostraron hasta hoy mayores beneficios en estudios clínicos comparados con placebo, aseguró el investigador español José Miró en la primera jornada del XVII Simposio Científico de la Fundación Huésped.

«Tenemos a la par de la pandemia por coronavirus una pandemia de publicaciones y a veces es difícil revisar todo lo que está circulando y definir qué estudios pueden realmente incidir. En este contexto hay que priorizar aquellos que sean aleatorizados, doble ciego y comparados contra placebo», señaló Miró en el comienzo de su exposición sobre tratamientos, en el marco de la primera charla titulada «Covid-19. Lecciones aprendidas».

Miró, investigador del Hospital Clinic IDIBAP de Barcelona (España), recordó que «durante la primera ola de la pandemia, en España tratamos a nuestros pacientes con hidroxicloroquina, tocilizumab, lopinavir/ritonavir, y remdesivir, pero a lo largo de estos meses hemos aprendido algunas cosas sobre los tratamientos y hoy enfrentamos la pandemia con mayor preparación».

Los más efectivos

De todos ellos, el especialista señaló que basado en estudios aleatorizados, doble ciego y comparados contra placebo, «el remdesevir y la dexametasona son los más prometedores en la actualidad».

Hidroxicloroquina, la que acapara todas las dudas.

Hidroxicloroquina, la que acapara todas las dudas.

 

La hidroxicloroquina

En este contexto, Miró recordó que la hidroxicloroquina – sobre la cual hubo muchas expectativas al principio- «no demostró eficacia en el tratamiento ni tampoco en la prevención» y que «en algunos pacientes no hospitalizados incluso demostró mayor toxicidad».

En referencia al Lopinavir/ritonavir usados junto a interferones, indicó que «también había expectativa porque se utilizaron para los SARS (virus de la familia del coronavirus actual) anteriores», pero aseguró que «los estudios clínicos no mostraron beneficios en pacientes con neumonía, no redujo la mortalidad ni la progresión de la enfermedad».

En tanto que los interferones (usados con o sin lopinavir/ritonavir) administrados por vía subcutánea redujeron la carga viral en el tracto superior por lo que demostraron cierta eficacia utilizados precozmente.

Al analizar la evidencia sobre el remdesivir, Miró concluyó que «fue el único antiviral de eficacia clínica demostrada, que produce una mejoría en pacientes que necesitan oxígeno pero que no han llegado a necesitar asistencia respiratorio mecánica».

Los antiinflamatorios

En referencia a los antiinflamatorios, que son aquellos que intentan evitar la tormenta de citoquinas, el investigador señaló que «la dexametasona es el único medicamento que ha reducido la mortalidad en pacientes críticos, es decir en quienes requieren respiración mecánica».

Miró indicó que con respecto a tocilizumab «la evidencia señaló que puede ser útil para prevenir la progresión a ventilación mecánica en pacientes con neumonía, aunque no presentó beneficios en pacientes que ya están con respirador».

Los tratamientos de prevención

Con respecto a los ensayos clínicos de administración de tratamiento como prevención (PrEP) en aquellos pacientes que tuvieron contacto estrecho con casos confirmados o en trabajadores de la salud, Miró dijo que «la hidroxicloroquina no reportó resultados», en tanto que hay otros estudios en curso que todavía no son concluyentes.

Sobre la anakinra y el baricitinib sostuvo que «hay resultados preliminares que son positivos pero nada concluyente aún», y en igual sentido se expresó sobre el plasma de convalecientes.

Consultado sobre la ivermectina, indicó que «en España no se está utilizando para tratar ni para prevenir» y que «si bien logró inhibir el virus en cultivos celulares hay que esperar un estudio clínico doble ciego contra placebo para poder determinar su eficacia y seguridad».

Al principio de la pandemia, la Organización Mundial de la Salud (OMS) lanzó el Solidarity, un ensayo clínico internacional para ayudar a encontrar un tratamiento eficaz para la Covid-19 que incluía diferentes drogas o combinaciones.

El 4 de julio suspendió las ramas hidroxicloroquina y lopinavir / ritonavir del ensayo en base, justamente, a la evidencia que mencionó Miró y actualmente sólo continúan en estudio dos ramas: remdesivir y lopinavir / ritonavir con interferón beta-1a.

Durante la charla, el médico infectólogo Omar Sued, Director de Investigaciones Clínicas de Huésped, recordó que en Argentina el remdesivir se utiliza sólo en el marco del Solidarity y no para uso compasivo, que es la forma en la que se administran todos los medicamentos ya que no hay en la actualidad ninguna droga que en su prospecto diga que es para Covid-19.

De la exposición también participaron Larry Corey, de la Universidad de Washington, quien explicó como lleva Estados Unidos adelante la coordinación de los diferentes ensayos clínicos que se realizan con vacunas, y Salim Abdool Karim, del Centro para el Programa de Investigación del Sida en Sudáfrica (Caprisa) que describió la interrelación entre las dos pandemias (Covid-19 y VIH).

El XVII Simposio Científico de Huésped, que comenzará hoy y se extenderá hasta el 2 de octubre, es un evento que reúne a más de 2.500 especialistas nacionales e internacionales y este año brindará las últimas novedades sobre coronavirus, VIH y otras enfermedades transmisibles. /Télam/

Continuar Leyendo
Publicidad

Salud

Covid-19: Argentina superó la barrera del millón de casos confirmados de coronavirus

Virus masivo. A pesar de las medidas de prevención adoptadas, los contagios de coronavirus siguen en alza en todo el país.

Avatar

Publicado

el

Por

  • Ayer se reportaron 12.982 casos nuevos, y el total de infectados llegó a 1.002.662.
  • Somos el quinto país del mundo con más contagios.

Argentina superó ayer la barrera del millón de casos de coronavirus (se reportaron 12.982 positivos nuevos para un total de 1.002.662 infectados desde el inicio de la pandemia) y se posicionó como el quinto país con más contagios en el mundo. El dato no sólo suma preocupación frente al cimbronazo epidemiológico que ahora golpea con fuerza en la mayoría de los grandes conglomerados urbanos, sino porque además alimenta las dudas sobre la efectividad de las acciones para contener un drama sin fin, al menos, hasta que aparezca la vacuna.

El guarismo oficial parece además ser una acotada referencia sobre cómo avanza el Covid-19, porque las estadísticas indican que el nivel de testeos aún es bajo: en promedio, se controlaron poco más de 52 mil personas por cada millón de habitantes cuando ese número asciende a 86 mil en Colombia o a 312 mil en España, dos de los territorios con niveles de contagios similares a los nuestros. Además, es desconocido el universo de los infectados asintomáticos.

Ese total de casos confirmados desde el pasado 3 de marzo, día en el que se identificó al primer paciente, solamente es superado a nivel global por Rusia, con más de 1,4 millones de contagiados; por Brasil, con más de cinco millones; por India, con más de siete millones; y por los Estados Unidos, que encabeza el ranking global con más de ocho millones.

Este es el estado de situación al cumplirse este martes exactamente siete meses de la cuarentena contra el Covid-19 que estableció el presidente Alberto Fernández y que fue adaptándose a distintas instancias que se definieron según las prioridades sanitarias y también según las necesidades de una economía que profundizó su desplome cuando transitaba ya dos años de recesión.

También parece ser un nuevo llamado de atención frente a una crisis que promete instalar mayores dificultades, a pesar de los esfuerzos para evitar el colapso de un históricamente vapuleado sistema sanitario.

Por lo pronto, el repaso de los datos oficiales señala que, del total de argentinos que transitaron la enfermedad, 26.716 fallecieron, lo que ubica a la Argentina en el puesto 12 de los países con más muertes. Son al alrededor de 580 decesos por millón de habitante, número que nos ubica apenas por debajo de Suecia (582 por millón), país que el presidente Fernández llegó a poner como ejemplo para advertir sobre los riesgos de no implementar restricciones a la circulación.

Aquella comparación hizo que Fernández protagonizara un cruce formal con las autoridades suecas. “Esta es una nueva enfermedad y pasará tiempo antes de que sepamos qué modelos funcionan mejor”, le contestaron con un comunicado de la embajada en Buenos Aires.

La gravedad de la situación actual también la exponen los relevamientos de científicos europeos, que sostienen que la Argentina lidera la nómina de países con mayor número de muertes diarias por millón de habitantes, con alrededor de ocho. Al respecto, el Ministerio de Salud precisó en la víspera que la tasa de letalidad se ubica en el 2,7 por ciento.

Además, en las últimas semanas la tensión se trasladó del AMBA a las principales ciudades del interior del país e incluso a regiones con grandes limitaciones para brindar asistencia a los pacientes de gravedad.

En la cartera sanitaria indicaron que la ocupación de las Unidades de Terapia Intensiva es del 85 por ciento en Río Negro; del 83 en Mendoza; del 80 en Santa Fe; y del 78 en Córdoba. Esas cifras corroboran que los desesperantes episodios de quienes buscan camas de internación comenzaron a ser frecuentes.

“Siguen subiendo los casos y estamos con niveles muy altos”, describió ante la consulta de este diario el especialista en salud pública Edgardo Knopoff. Aclaró que la estrategia en el AMBA arrojó resultados positivos porque “allí no murió nadie por falta de respuesta del sistema sanitario”, pero lamentó que la situación no es la misma en otras zonas del país.

La mayor esperanza apunta ahora a contener la avanzada del coronavirus en el interior del país, pero lo que se sabe hasta ahora sobre el breve período de inmunidad que deja la enfermedad también permite temer la llegada de una prematura segunda ola. “Los contagios no bajaron sino que se mudaron”, resumió Knopoff sobre la situación en el país.

Y por delante, todas las acciones deberán coordinarse con las reaperturas lógicas de un país cuya economía quedó en el fondo. La luz al final del camino que encendieron los avances científicos para dar con la vacuna solamente es una referencia lejana para una pandemia que sigue golpeando con fuerza. El propio ministro de Salud, Ginés González García, reconoció que “la pandemia está teniendo una duración inesperada” y que la cura recién llegará de manera masiva en marzo de 2021.

En el mundo. En todo el planeta, los contagios por coronavirus ya superaron los 40 millones. Actualmente, hay activos más de nueve millones de casos, y ya se recuperaron 30 millones de personas. Las muertes, a nivel global, suman más de 1,1 millones.

“Ranking”. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los países con más casos confirmados son Estados Unidos, India, Brasil, Rusia y Argentina. En Europa, España, Francia, Italia y el Reino Unido son los países más complicados.

Algunos hitos de la enfermedad en el país

Cuarentena. Tras una reunión con los gobernadores, el presidente Alberto Fernández anuncia una cuarentena total por 15 días a partir del 20 de marzo.

Prevención. Con el incremento de los casos, el uso del barbijo se extendió en el país, lo mismo que el distanciamiento social como medida de prevención.

Bicho. Con el incremento de casos en Córdoba, a mediados de junio el gobernador Juan Schiaretti calificó al coronavirus como un “bicho traicionero”.

Impacto. La extensa cuarentena hizo mella en diversos sectores de la economía. Para contrarrestar el impacto, el Gobierno lanzó el IFE y los ATP.

Vacunas. El mundo entero espera que las distintas vacunas que están en desarrollo frenen en los próximos meses el avance de la enfermedad.

Continuar Leyendo

Salud

Hablar sobre el cáncer de mama sin miedo

Hoy, 19 de octubre, se conmemora el Día Internacional del Cáncer de Mama, con el objetivo de generar acciones de concientización y destacar la importancia de la detección precoz, para mejorar el pronóstico y la supervivencia de los casos, eje fundamental en la lucha contra esta enfermedad.

Avatar

Publicado

el

Por

Aunque se ha avanzado mucho en los métodos de diagnóstico y tratamiento, en los países desarrollados el cáncer continúa siendo una de las principales causas de muerte. La Universidad Austral dialogó con la subdirectora de la Especialización en Enfermería Oncológica de la Escuela de Enfermería de la Universidad Austral, Mag. Silvina Estrada.

 

En Argentina, según las estimaciones de incidencia del Observatorio Global de Cáncer de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el cáncer de mama es el de mayor magnitud en cuanto a ocurrencia. Se diagnostican más de 21.000 casos al año, lo que representa el 17% de todos los tumores malignos y casi un tercio de los cánceres femeninos, según datos del Instituto Nacional del Cáncer Argentino.

 

Cuando es detectado antes de ser palpable, es curable en más del 98% de los casos. Se estima que el riesgo de padecer cáncer de mama a lo largo de la vida es de, aproximadamente, 1 en cada 8 mujeres (AECC). Es por ello que debemos ser conscientes de la importancia de la detección precoz y esto se logra con los controles regulares de una mamografía, que es una radiografía de la glándula mamaria con la que se pueden detectar lesiones aún no palpables. La mamografía ha demostrado reducir la mortalidad por cáncer de mama, por lo que es el estudio de elección para la prevención del mismo.

 

Las Sociedades Argentinas de Mastología y Radiología recomiendan la realización de una mamografía anual desde los 40 años, junto al examen físico de mamas, realizado por un profesional de la salud.

 

Cuando el cáncer provoca síntomas y alteraciones de la mama detectables en el examen físico, se pueden observar: retracción del pezón, cambios en la textura y el color de la piel, prurito o lesiones descamativas en el pezón.

 

¿Cuáles son los factores de riesgo del cáncer de mama?

Es importante conocer algunos de los factores de riesgo, es decir, las condiciones que aumentan la probabilidad de tener cáncer de mama, y que están asociados con el estilo de vida. Hay dos tipos de factores de riesgo que influyen en la posibilidad de desarrollar cáncer de mama: los modificables y los no modificables.

 

Entre los no modificables se encuentran el ser mujer, la edad, la herencia genética y algunas características de la mama.

 

Por su parte, los factores que sí se pueden modificar, y en los que hay que trabajar ya que son la base de la prevención, son:

 

  • La obesidad después de la menopausia: el riesgo aumenta cuando la ganancia de peso se produce a lo largo de la vida adulta.
  • El sedentarismo y la falta de ejercicio físico, aumentan el riesgo entre un 6% y 13%.
  • El consumo de alcohol. El riesgo aumenta alrededor del 10% en las mujeres que consumen 1 o 2 bebidas al día, en comparación con las no bebedoras, y hasta un 50% en las mujeres que consumen 3-4 bebidas al día.
  • El consumo de tabaco. Estudios recientes sugieren que fumar antes de tener hijos (especialmente en la adolescencia) incrementa el riesgo de tener cáncer de mama.
  • La utilización de terapia hormonal para los síntomas de la menopausia, sobre todo en tratamientos prolongados. No obstante, hay que resaltar que no todos los tratamientos tienen riesgo, por lo que se recomienda realizar la consulta con el ginecólogo.

 

Hoy existen tratamientos que demuestran elevados índices de sobrevida. Pero la clave está en la detección precoz, y para esto resulta indispensable conocer sobre los factores de riesgo y los síntomas asociados, para acudir a la consulta de forma temprana.

Continuar Leyendo

Salud

Salud provee más respiradores a clínicas y sanatorios

La titular de la cartera sanitaria, Rossana Chahla, hizo entrega de equipos con el objetivo de seguir acompañando y apoyando al sector privado de la salud en esta pandemia del COVID-19.

Avatar

Publicado

el

Por

Salud provee más respiradores a clínicas y sanatorios

Esto es solo un acto más de los que hace el sector público para apoyar al privado. Pero también lo hacemos con capacitaciones y protocolos que sirven en esta época de pandemia para brindar la mejor respuesta a los tucumanos”, manifestó la ministra. Además aseguró que la salud es la misma para todos y que por eso hoy, un sábado, están realizando este paso hacia adelante en beneficio de los tucumanos. “Desde febrero venimos trabajando juntos con el sector privado y esta entrega de respiradores es solo un pasito más de todos los que venimos dando para combatir la pandemia”, agregó.

Por su parte el titular del PAMI, César Dip, comentó: “Esto es parte de trabajo articulado y permanente que tenemos con el gobernador y la ministra. Queremos agradecerles porque desde febrero venimos recibiendo no solo equipos, sino también capacitaciones. Pero no solo estamos agradecidos, también estamos comprometidos para que tanto el sector público como el privado responda de la mejor manera ante esta situación”.

equiposmed

Finalmente Osvaldo Bollea, del Sanatorio Sama de Tafí Viejo, expresó que si a esta pandemia no se la combatiera juntos, sería imposible llevar adelante una lucha. “Estos respiradores salvan vidas. El acompañamiento que recibimos desde el Ministerio es fundamental. Debemos seguir trabajando juntos. La pandemia hizo que seamos más fuertes y unidos”, cerró.

Continuar Leyendo