El espíritu humano no se remonta sin libertad, lo mismo que el barrilete no se remonta sin viento. La libertad, -esencia del hombre- es... Acuarelas musicales americanas

El espíritu humano no se remonta sin libertad, lo mismo que el barrilete no se remonta sin viento.
La libertad, -esencia del hombre- es un hecho, no una palabra hueca que nos permite no perder la sensibilidad a pesar de la vida que llevamos encarcelados entre cemento, hierros y gases industriales.
Sin embargo, grandes personajes como Shakespeare, fueron sapientes oledores de flores y también del alma humana.
Septiembre se ha hecho presente con su perfume de azahares y el tono rosado de sus lapachos en flor. Pero septiembre en Tucumán es música también, al igual que el Septiembre Musical Americano donde se profesa el culto a la música en el mes de las flores y la primavera.
Para introducirnos en el pentagrama musical americano, podemos visitar imaginariamente una región del continente que es un florido vergel donde resuena la música de violines campesinos, acariciados por las manos chapacas de los habitantes de la campiña de Tarija, la Andalucía de Bolivia.
Si dejamos la verde campiña Tarijeña, nos trasladamos a un distante paisaje americano donde la música de un pequeño acordeón campesino pone su clima de alegría y fiesta en esta muestra de ritmos y melodías del continente. En este musical septiembre, el nordeste del Brasil se viste de gala a través de los sones de su instrumento típico: el acordeón.
También visitaremos un país hermano que se destaca por su acendrado amor a la música, donde los sones del arpa India nos indican que hemos llegado a la dulce tierra del Paraguay.
Estos arpegios que nos llenan de ritmo, color y alegría en tierras del Guarán también resuenan en la cálida Venezuela donde sus morenos hombres y atractivas mujeres disfrutan de la brisa perfumada de la primavera en el sortilegio de su música.
Y desde Tucumán, el jardín de la República, como una adhesión al Septiembre Musical que ya es una tradición muy nuestra, finalizaremos nuestro imaginario viaje a través de América, destacando las bellas expresiones de su acervo telúrico, que siempre nos cautivarán.

~”En la Musica todos los sentimientos vuelven a su estado puro y el mundo no es sino Musica hecha realidad.” ~ Arthur Schopenhauer.

Comentarios